En el mundo de los videojuegos han habido creadores cuyo nombre por si solo podía vender un juego. Este es el caso de Sid Meier, cuyos títulos desarrollados solían tener su nombre precediendo el propio título del juego, a saber, Sid Meier's Colonization, Sid Meier's Civilization o Sid Meier's Pirates, casi nada, vaya tres juegazos.

Los videojuegos y el cine hace ya mucho tiempo que van de la mano. Al principio, los videojuegos eran un producto más para promocionar películas, pero a medida que estos han ido ganando relevancia en el mercado se han ido invirtiendo las tornas. De hecho, ya no hay muchas películas que salgan con su juego asociado, pero sí que hay muchos videojuegos están dando el salto a la gran pantalla. Nuestro juego de hoy es Hook, un claro ejemplo de videojuego de promoción de la película, en este caso un beat'em up basado en la película de 1991 dirigida por Steven Spielberg.