En este artículo os volvemos a hablar de otro juego protagonizado por ninjas, una de las temáticas más comunes de los videojuegos. El juego que nos ocupa hoy es  The Ninja Warriors Again, un excelente arcade en el que podemos manejar a tres poderosos robots con un gran dominio de las artes marciales.

Hace dos días se cumplían 46 años de la muerte de Bruce Lee, el maestro de artes marciales y actor que revolucionó el cine de ese género a principios de los 70. Sin embargo, cómo todos sabréis, murió con tan sólo 33 años en Hong Kong. Como toda muerte inesperada, el halo de la conspiración la envuelve, pero aquí no somos muy amantes de las conspiraciones, así que explicaremos la causa oficial de la muerte: reacción alérgica a un analgésico para el dolor de cabeza.

Uno de los juegos arcade más recordados de Konami es el increíble Sunset Riders, publicado en 1991. En 1992, Konami repitió la formula de este exitoso juego publicando Wild West C.O.W-Boys of Moo Mesa, basado en una serie de dibujos del mismo nombre. En 1993 publicó nuestro protagonista de hoy, Mystic Warriors, con el que volvió a probar la fórmula, esta vez mejorándola y publicando un juego soberbio de temática ninja.

Hace un par de días se estrenó la enésima película del hombre araña, Spider-Man: Lejos de Casa, uno de los superhéroes más carismáticos y exitosos de la compañía americana de cómics Marvel. Así que hoy es buen momento de hablar de la adaptación que Oxford Digital Enterprises (creadores de Volfied Space Ace, entre otros) hizo al videojuego.

Volvemos de nuevo a la década de los ochenta para hablar de Tiger Road, uno de los títulos muchos arcade que desarrolló Capcom en aquella época. Esta vez optaron por realizar un juego de acción trepidante ambientado en la antigua China, en el que un maestro de artes marciales debe enfrentarse a centenares de enemigos.