Recordando
Retro Review Mortal Kombat

El combate más sangriento

El cine padeció en su juventud una fuerte censura, especialmente en los Estados Unidos, desde la aprobación del código Hays a principios de 1930 y que se alargó hasta mediados de la década de los 60. Como alguna vez he dicho, los videojuegos en nuestro día se podrían considerar otra expresión artística igual que el séptimo arte, y la censura (o el intento) también ha estado presente en su juventud.

Quizá el caso más famoso de intento de censura que todos recordamos fue Carmageddon, perseguido hasta la saciedad en multitud de países, o la más reciente polémica con Grand Theft Auto. Pero el juego que nos ocupa, Mortal Kombat, aunque no fue pionero si que fue uno de los más llamativos en atraer la tijera censora. Pero primero explicaremos qué fue Mortal Kombat.

En una misteriosa isla de China, desconocida para el resto del mundo, los más extraordinarios luchadores combaten por el destino de la Tierra. Ese torneo es conocido como Mortal Kombat, un torneo de honor y gloria. Un goblin llamado Shang Tsung ingresó en el torneo y lo ganó, convirtiéndose en Campeón Supremo.

Una vez por generación, los mejores luchadores podían participar; sin embargo, Shang Tsung ingresó en el torneo tomando diferentes formas y ganando en todas ellas. El pnto fuerte de Shang Tsung residía en que era capaz de ver los temores en el corazón de sus rivales y, de esa forma, acabar con ellos de forma rápida. Una vez ganado el combate, tomaba las almas de sus oponentes para saciar la ira del Emperador Shao Kahn, líder del inframudno.

El objetivo de Shang Tsung era ganar 10 veces el torneo para abrir la puerta dimensional del Outworld, o inframundo. Tras vencer 9 veces y tener casi todas las almas suficientes para Shao Kahn, cayó derrotado a manos de Kung Lao, un sacerdote de la orden de la luz.

Pero Shang Tsung no se dió por vencido, y volvió al torneo con Goro, un luchador mitad hombre, mitad dragón, quien disponía de cuatro brazos y dos metros de altura. Venció al sacerdote Kung Lao y durante 500 años se mantuvo imbatible. Después, Shang Tsung volvió a hacerse señor del torneo y ganarlo 9 veces consecutivas... En esta ocasión, será tu responsabilidad evitar que Shang Tsung abra las puertas del inframundo.

Bajo esta premisa, se desarrolló un juego de lucha 1 contra 1 que tan en boga estaba en aquél entonces, y que proliferaban gracias al enorme éxito de Street Fighter II. Principalmente, el juego tenia dos tipos de ataque, patadas y puñetazos,  que podían combinarse para realizar combos a nuestros adversarios, así como ataques aéreos y ataques especiales del que cada luchador disponía del suyo, normalmente lo que todos conocíamos popularmente como "kames", en alusión al Kame-hame-ha de Dragon Ball.

El juego daba a escoger entre 7 luchadores (aunque varía dependiendo la versión) y el objetivo era participar en el torneo venciendo a dichos luchadores, para combatir finalmente contra Goro y Shang Tsung. Al igual que Street Fighter contaba con el minijuego de destrozar un coche, Mortal Kombat contaba con otro conocido como Test Your Might, consistente en romper el máximo de tablas posibles de un golpe (básicamente había un indicador de potencia y teníamos que apretar el botón en un punto concreto).

Ahora retomemos el tema censor. Mortal Kombat era un juego violento, de eso no cabe duda, pero no más que otras cosas que hemos podido ver en televisión, ya sea en el cine o, incluso, en los informativos. A medida que golpeábamos a nuestro oponente (o viceversa), un flujo de sangre emanaba de nuestro luchador. Pero el punto más crítico fue lo que se conoció como fatality. Cuando uno de los combatientes perdía toda su vida se quedaba aturdido, se escuchaba "Finish him!", que indicaba que era el momento de hacer dicho fatality, que no era otra cosa que provocar una muerte horrible a nuestro contrincante, que iba desde arrancarle el corazón, quemarlo, o lanzarlo a unos pinchos que había en el fondo de un escenario. Cada personaje contaba con el suyo, además de alguno propio del escenario.

Esta, y según los censores, brutalidad, no era aceptable, así que lucharon para censurar y, en cierta medida, lo consiguieron. El color de la sangre fue cambiada de color (o eliminada) en algunas versiones, aunque se pudo introducir en algunas un código que permitía activarla, y los fatalities más duros fueron modificados por versiones más light.. Por otra parte, en el escenario "The Pit Bottom" se eliminaron las cabezas y cuerpos mutilados.

A pesar de todo, los censores pidieron más, y en algunos países el juego tuvo bastantes problemas para salir al mercado.

Mortal Kombat fue un notable juego, pero para mi gusto no llegó al nivel de otros contemporáneos, pero como suele pasar en estas ocasiones, los ecos censores añadieron al juego un morbo adicional que en lugar de alejar a jugadores, los atrajo, provocando el efecto contrario que los censores buscaban.

El juego entró en la historia de los videojuegos por dar el pistoletazo de salida a una saga, y por ser de los primeros en entrar en la lista de los juegos claramente censurados.

Contenido relacionado