Recordando
Retro Review Emilio Butragueño Fútbol

Podría afirmar sin temor a equivocarme que cualquier amante del deporte rey que tuviera un 8 bits en España, especialmente el ZX Spectrum, jugó al presente juego: Emilio Butragueño Fútbol.

Topo Soft, una de las compañías españolas más importantes del momento en nuestras fronteras e incluso en Europa, vió el filón que un juego de fútbol podía proporcionar, especialmente en un país como el nuestro donde el fútbol está a la orden del día y intentando seguir la estela de éxito de Fernando Martin Basket Master de Dinamic. Para darle más repercusión al lanzamiento cogió a una de las estrellas más relucientes de la segunda mitad de los ochenta, el jugador del Real Madrid Emilio Butragueño, apodado "El Buitre".

Como primer dato curioso la compañía decidió vestir al jugador de rojo en la portada del juego y no de blanco, quizá no queriendo herir sensibilidades a los seguidores del FC Barcelona y tener un público objetivo más amplio. Como segundo dato curioso es que batió el récord de unidades vendidas de ese momento en España, fijando la cifra en 100.000. Aunque hoy en día esa cifra pueda no parecernos gran cosa, en aquél momento era un hito sin precedentes.

La mecánica del juego era bastante sencilla, se jugaba un partido un equipo contra otro desde una vista aérea, pudiendo jugar dos jugadores simultáneos o uno contra la máquina. El control disponía de pases y tiros básicos, así como la "simulación" de una chilena, y digo "simulación" porque la animación que se podía conseguir por aquellos tiempos no podían ser muy complejas, así que era como una especie de "tiro hacia atrás" mientras la pelota estaba en el aire. También incorporó faltas y amonestaciones, algo que nos parece obvio pero que la mayoría de juegos de fútbol no incorporaban.

Otra cosa curiosa es que si un equipo llegaba a marcar 9 goles el juego se daba por finalizado, ya que el marcador no estaba preparado para cifras de 2 dígitos.

Sin duda alguna fue uno de los grandes éxitos del software español, y aunque ha envejecido terriblemente mal, merece la pena recordarlo como lo que fue, un juego que proporcionó horas y horas de vicio, al que se le guarda un gran cariño.

Por último os dejo una imagen extraída de Macedonia Magazine, donde Gabriel Nieto, director de Topo, hace entrega al Buitre de un cassette de platino por las 100.000 copias vendidas del juego.

Gabriel Nieto entrega cassette platino a Emilio Butragueño

Fuentes:

Contenido relacionado