Recordando
Retro Review de The Great Waldo Search

Buscando a Wally en 8-bits

Hoy vamos a hablar de The Great Waldo Search de NES (aunque tuvo también ports para Super Nintendo y Mega Drive), basado en los famosos libros donde debemos buscar a un simpático personaje ataviado con un llamativo traje de rallas blancas y rojas, en un escenario abarrotado y lleno de personas, objetos y escenarios, para que nuestra búsqueda sea lo más ardua posible.

El autor de estos libros fue el británico Martin Handford, publicando las primeras entregas en 1987. Debido al enorme éxito europeo, se exportó también a los Estados Unidos (bajo el nombre de Where's Waldo) y llegó a crearse hasta una serie de televisión para la cadena norteamericana CBS. Como era de esperar, el salto al videojuego era cuestión de tiempo.

Esta entrega fue desarrollada por Radiance Software, una pequeña compañía que tuvo en su haber un videojuego franquicia con el tenista Agassi, un par de Disney y poco más, aunque para la distribución si que contó con una gran empresa cómo THQ.

Tras escoger el nivel de dificultad (lo único que cambia es que no hay ítems de tiempo extra esparcidos por el escenario), nos tendremos que poner manos a la obra y buscar a Wally. Nuestro cursor será una lupa que tendremos que llevar a donde detectemos a Wally y hacer click para ser descubierto. Se nos presentarán algunos bonus adicionales que nos saldrá en la parte superior de la pantalla (como buscar a la nube sonriente, la lanza más larga del escenario...). El objetivo es claro: encontrar a todos los Wally's antes de que se nos acabe el tiempo; de lo contrario perderemos la partida.

Al superar las dos primeras pantallas, podremos jugar una pantalla de bonus en la que manejaremos a Woof (el perro de Wally) a bordo de una alfombra voladora, sobrevolando una ciudad árabe. Deberemos mover la alfombra en vertical para ir recolectando los puntos que hay esparcidos en el escenario.

La última pantalla es la más difícil de todas, puesto que todos serán personajes disfrazados de Wally y deberemos buscar cosas mucho más concretas.

Como sucedía en muchos de estos juegos, el objetivo final, además de acabar el juego, era hacerlo con la mayor puntuación posible. Para ello, deberemos acabar las pantallas en el menor tiempo posible para tener más bonificación.

Evidentemente, este juego no pasó a la historia de los videojuegos y resulta poco rejugable, pero como aquí en NoSoloBits hablamos de todo y Wally fue un personaje de nuestra tierna infancia, merecía que un juego basado en él tuviese unas líneas en esta web.

Contenido relacionado