Recordando
Retro Review de Joe & Mac: Caveman Ninja

Salvando damiselas en apuros desde la prehistoria

Ninjas prehistóricos y dinousaurios... ¿qué puede salir mal si mezclamos dos temas que gustan a todo el mundo? Eso pensarían en Data East cuando se decidieron a crear Joe & Mac: Caveman Ninja, dando como resultado un juego que pese a no ser un título excelente es muy recordado por su carisma por los jugadores de Arcade de principio de los 90.

Joe & Mac fue publicado en el año 1991 para sistemas Arcade, y fue portado a diversas plataformas domésticas: NES, SNES, Mega Drive, Amiga, DOS y Game Boy, cada versión con sus peculiaridades. Hay diversas secuelas, dos de ellas para SNES: Congo's Caper (el nombre japonés hace referencia a Caveman Ninja) y Joe & Mac 2: Lost in the Tropics. La otra secuela fue publicada para Arcade, llamada Joe & Mac Returns, y cambiaba el sistema de juego del original por uno parecido a Tumblepop.

La misión de Joe & Mac es rescatar a las muchachas que han sido raptadas de su pueblo. El jugador 1 controla a Joe (pelo verde) y el jugador 2 a Mac (pelo azul). Estos cavernícolas pueden atacar a distancia, cargar su ataque pulsando el botón para causar más daño y realizar dos tipos de salto: normal y dando volteretas para llegar más alto.

En cada nivel encontramos decenas de enemigos que tenemos que vencer y esquivar. Entre los enemigos encontramos diferentes carvenícolas y criaturas prehistóricas. Al final de cada nivel (los cuales son realmente cortos) encontramos al jefe final que guarda a una de las chicas raptadas. Estos jefes son bestias prehistóricas como un T-Rex, una planta carnívora gigante o un Pterodáctilo. Una vez vencemos al jefe, rescatamos a la chica y esta nos da un buen beso que nos rellena la barra de vida. En algunas pantallas, podemos elegir entre dos caminos que nos conducen a diferentes niveles.

Además de cuando nos golpean, la barra de vida va bajando poco a poco a medida que pasa el tiempo. Para llenarla tenemos que coger la comida que sueltan algunos enemigos al morir. Si la barra se vacía completamente, perdemos una vida y empezaremos en el último checkpoint del nivel.

Además del hacha inicial, hay otras armas que saldrán al destruir los huevos de dinosuario que rompemos durante los niveles. Estas armas son una rueda de piedra, puntas de lanza, fuego, boomerang y una técnica ninja que nos permite lanzar réplicas de nuestro personaje (algo así como el kage bunshin no jutsu de Naruto).

Después de vencer al jefe final del juego, podemos elegir entre tres salidas que conducen a diferentes finales. Esta característica le da un toque rejugable al título.

Una característica muy destacable de Joe & Mac son sus gráficos.  El juego muestra unos personajes grandes, bien definidos y animados, así como unos escenarios muy coloridos y detallados. Además, los diseños de los personajes están muy elaborados. Si a esto le sumamos el sentido del humor del que hace gala, da como resultado un juego realmente llamativo. Por ejemplo, el combate contra el jefe final del primer nivel, un T-Rex realmente enorme con muy malas pulgas, es una escena difícil de olvidar.

Joe & Mac: Caveman Ninja no es el mejor arcade al que podamos jugar, pero tiene un carisma que lo hace jugable a día de hoy. Además, no es un arcade excesivamente difícil, así que no hace falta ser un experto para poder disfrutar de él.

Contenido relacionado